lunes, 23 de noviembre de 2009

Ahora soy menos que uno, porque la mitad de mi se fue en tu pecho.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario