lunes, 27 de abril de 2015

La verdad de cada viento, que siempre está y no vemos,
y esa ceguera que inconciente, no nos yace en los ojos.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario