domingo, 9 de agosto de 2015

Acabo de ver que en este país comprar un libro en formato digital sale más caro que comprar el mismo en formato físico. Uno tiene costo de producción y el otro no, adivinen cual!
Listooo, hay que robar por algún lado.

2 comentarios :

  1. de verdad?? qué desastre. Además no entiendo cómo alguien preferiría pagar por el libro virtual, pero bueno, sobre gustos.

    ResponderEliminar
  2. Me parece una vergüenza el solo hecho de hacer digital la literatura de ese modo. Una cosa es que alguien no pueda acceder a la compra y no le quede otra opción que comprar digitalizada una edición, hasta ahí quizá puede aceptarse.
    Pero a ver si nos dejamos de joder un poco, che. Uno de los pocos placeres que hay en mi vida es ver mi pequeña biblioteca y saber que ahí tengo alguna palabra que no necesita cargador ni pantalla ni píxeles, solo mi voluntad de leerlos. El mundo está limado.
    Se te extrañaba por acá, pibe -aunque no publique seguido, ando leyendo- así que no te borres tanto
    un abrazo

    ResponderEliminar