domingo, 23 de abril de 2017

Ayer aprendí algo sobre los Qom. Para no olvidarme y tener presente.
Muchos no saben cuanto tiempo pasa desde que les fallece un ser querido. No llevan la cuenta, no marcan los años. No lo sienten necesario, porque saben que, a su forma, estan y van a seguir presentes por más que no acompañen en cuerpo.
Escuché decir que contar los días, los años, es ir perdiendolos de a poco.

5 comentarios :

  1. Por lo menos te hace sentir cada vez mas lejos... Y no está bueno...

    ResponderEliminar
  2. Este texto es hermoso. Me hiciste acordar a Eduardo Galeano :)

    Hola, devuelvo la visita! <3

    ResponderEliminar